domingo, 1 de mayo de 2011

El cielo en el mes de Mayo



En Mayo el cenit lo comparten las constelaciones de la Osa Mayor, el Dragón, Hércules y el Boyero. Casiopea, al Norte, aparece formando una “W”. Por el Este emerge la constelación del Aquila (Águila), en la que encontraremos una de las estrellas de primera magnitud más próximas a nosotros, Altaír, a unos 17 años-luz. Mirando al Sur y a partir de las 3 de la madrugada se puede observar el centro de nuestra galaxia, en la constelación de Sagitario.

Para este mes hemos seleccionado la constelación de Virgo. Es la mayor y la única figura femenina de todas las constelaciones zodiacales. A lo largo de la historia ha sido asociada con varias divinidades. Los babilonios la identificaban con Ishtar, la diosa de la fertilidad. Los romanos con Astrea, la diosa romana de la justicia. Y para los griegos era Deméter, diosa de la cosecha. En la mayoría de las representaciones lleva una espiga de trigo en la mano, aunque también podemos encontrarla sosteniendo las balanzas de Libra, la constelación adyacente.
En dirección a esta constelación se encuentra el más cercano de los cúmulos de galaxias, el cúmulo de Virgo. Contiene unas 2000 galaxias. En una noche oscura y con un telescopio de campo amplio su visión impresiona.

Las Eta-acuáridas son una lluvia de meteoros que disfrutaremos este mes. Se espera el máximo para el día 6 de mayo.

El transbordador de la NASA “Endeavour” realizara su última misión. Llevará a la Estación Espacial Internacional un instrumento para estudiar la composición del universo, el Espectrómetro Magnético Alfa - 2.

No hay comentarios:

Publicar un comentario